Ocupación de la Superintendencia de Salud – Movimiento Salud Para Todas y Todos

El día de hoy, Jueves 27 de abril, a las 11:00 horas, trabajadores, pobladores y estudiantes de la salud hicieron ocupación de la Superintendencia de Salud, ubicada en Alameda 1449. Fue también un 27 de abril de 1981 cuando la dictadura militar promulgó el decreto con fuerza de ley que da origen a las ISAPRES.

La iniciativa del Movimiento Salud Para Todos y Todas surgió con el objetivo de denunciar públicamente la mercantilización y el lucro con la salud, y a su vez, con la propuesta de entenderla como un derecho social fundamental para la dignidad de las personas, bandera que han levantado trabajadores y estudiantes de la salud, pobladores y usuarios del servicio. La ocupación de la superintendencia  busca interpelar al rol de protección que esta institución – y en definitiva, el Estado- le ha otorgado a las ISAPRES y clínicas privadas para hacer negocio con el derecho a la salud de la población.

Hoy, el movimiento propone avanzar hacia una transformación estructural del sistema de salud en Chile, que implique la eliminación de las ISAPRES y la creación de un sistema que asegure en forma solidaria protección y cobertura universal, y que logre satisfacer en forma efectiva y de calidad las necesidades de atención de la población, y establecer un concepto de salud integral, que se traduzca en un sistema único de financiamiento estatal, gratuito y de calidad, anti-patriarcal, intercultural y de enfoque comunitario, a partir de la propia organización social.

A continuación, compartimos el comunicado emitido por el MSPT el día de hoy:

Comunicado Público Movimiento Salud para TODAS Y TODOS – Abril 2017

Como Movimiento Salud para Todas y Todos, presentes en las regiones Quinta, Metropolitana, Maule, Biobío y la Araucanía, declaramos lo siguiente:

En el día de hoy, a 36 años de la creación de las ISAPRES, decidimos realizar diversas acciones a nivel nacional para denunciar el negociado con la Salud en Chile, el cual influye directamente en los padecimientos que aquejan hoy a la sociedad en su conjunto, destacando de manera dramática las listas de espera, donde casi 25.000 personas fallecieron sólo el 2016 mientras esperaban por una atención en salud. Denunciamos también el lucro indecente de las ISAPRES, ejemplificado en el caso de “Más Vida, la ISAPRE de los médicos”, que hoy tiene atrapados a sus afiliados en un verdadero “corralito a la chilena”, resultando impresentable además, que en el 2016 las ISAPRES hayan obtenido utilidades cercanas a los $51 mil millones de pesos.

En Chile se niega el acceso a una Salud de calidad y se permite groseramente el lucro con este derecho fundamental, a través de múltiples mecanismos entre los que destacan, el traspaso de recursos públicos al sector privado mediante la compra de servicios, insumos o días cama a las clínicas, la modalidad libre elección de FONASA o el abuso de las sociedades médicas al interior de los hospitales públicos. La integración vertical entre ISAPRES y clínicas en holdings controlados por grandes grupos económicos, constituye otra expresión del modelo de mercado en salud, que los gobiernos de la post dictadura heredaron y profundizaron, ya que representan a un sector a quiénes poco le importan las necesidades reales de nuestros pueblos y prefieren mantener un sistema que asegura millonarias utilidades a los empresarios de la salud, a costa de los recursos de todas y todos los habitantes del país.

Este sistema capitalista y su nefasto modelo neoliberal, por medio del Estado y sus instituciones, nos tratan de convencer de que nos entregan cobertura universal mediante políticas como las ‘Garantías Explícitas en Salud’ (GES), cuando en verdad con éstas sólo se cubren parcialmente las necesidades de atención de la población, abriendo de paso, otros mecanismos para el traspaso de recursos hacia las clínicas privadas y finalmente, haciéndonos creer junto con ello que solamente el sistema privado que una minoría puede pagar, es el que le va a dar respuestas eficientes a las necesidades de todas y todos. Sin embargo, estamos convencidos de que el lucro debe ser completamente erradicado del sistema de salud chileno, ya que éste es el gran responsable de las listas de espera sin resolver o del abuso en los planes de las ISAPRES, todos éstos, síntomas de la crisis nacional del modelo de Salud tanto público como privado, donde se busca responsabilizar de sus fallas estructurales a las y los trabajadores de la Salud, quienes deben ingeniárselas para tratar de brindar una atención mínima y se ven obligados a cumplir su labor en condiciones de precariedad y afectación a los usuarios.

Es por eso que hemos salido a demostrar a las calles, nuestro rechazo a que se que se siga lucrando con la salud como derecho social fundamental y exijimos, que se disponga de los recursos necesarios para dar cuenta en forma oportuna de las reales necesidades de toda la población. Como Movimiento Salud Para Todas y Todos, colocamos a disposición esta organización, que surge desde las y los trabajadores, usuarios/as de salud y desde el seno de nuestros pueblos, como herramienta de lucha orientada a la construcción de un movimiento de alcance nacional que proponga un nuevo sistema público de salud.

¡¡FIN AL NEGOCIO EN LA SALUD!!

¡¡LA ESPERA NOS ESTÁ MATANDO!!

¡¡POR UNA NUEVA SALUD, PARA UNA NUEVA SOCIEDAD!!

MOVIMIENTO SALUD PARA TODAS Y TODOS

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.